[X]

Ruta de transición

Así podría clasificarse pero podría haber muchas más según cómo se mire o por donde se tome. Ésta es una clasificación benévola por mi parte a modo de autocomplacencia ya que los resultados no han sido de lo más satisfactorios y ha habido que ir improvisando sobre la marcha. Decir que sigo estando sin bici, y cuando digo bici digo bici doble, que visto el grado de dependencia adquirido con estas máquinas, supone una gran desventaja no poder contar con ella, aunque eso no es totalmente cierto pero en mi caso particular la de repuesto no dispone de una horquilla de suspensión de calidad y ahí es dónde radica la desventaja más clara. Por eso, mientras dure la ansiada reparación, las rutas se han visto rebajadas en lo que a dificultad se refiere, aunque eso me reporta la excusa idónea para poder hacer itinerarios un tanto atípicos y eso es sinónimo también de asistencia baja ya que la gente prefiere tener la diversión asegurada.

Hoy ha sido así si bien dos Carlos se han sumado a la convocatoria, uno de Palma y otro de Llucmajor un poco a la aventura ya que no conocían siquiera el trazado aproximado de lo que les esperaba. Así pues nos vimos en la rotonda en obras del hospital nuevo para coger carril bici e ir un poco más tranquilos hacia el Parc Bit, al menos da para ponerse al día de lo que requiere más de dos correos en el pc. Destino, ses Rotgetes y en particular la calle 32 pero primero hay que pasar por la 29 y su pared de asfalto que, de forma sorprendente, la pude pasar sin tener que poner el plato pequeño (no lo hubiera dicho el viernes ni en broma). Arriba estaba confiado en encontrar la citada calle 32 para salir de la urbanización y enlazar con el vial superior de la parcelación pero no la encontramos; no estoy seguro si es que no tenía el cartel puesto o que tiene el nombre cambiado, lo cierto es que tampoco me acordé de que podría haber llegado al mismo sitio si hubiera entrado por el mismo lugar que la vez anterior. Eso lo confirmé sobre otros mapas mucho más completos que las fotografías del GE que además en el caso de Mallorca suelen tener cuatro o cinco años de antigüedad.

Ese fiasco nos obligó a hacer unos kilómetros por carretera y aproveché para ir a echar un ojo al vial de acceso a Miralles y pese a las indicaciones que me dieron me pasé de metros y me confundí de lugar. Tomadas las notas oportunas nos dirigimos a la siguiente entrada para hacer la subida nueva que gustó bastante al personal aunque creo que la encontraron más dura de lo que les había pintado. El tema puntiagudo de este itinerario parece ser la salida y quería encontrar una que no fuera por una barrera particular, y aún no sé si va a ser posible ya que por donde quería hacerlo había gente, más bien parece un vertedero y el lugareño con el cual estuve charlando me confirmó que no había ningún camino que cruzara por los olivares. La lástima es que la pared se encuentra a menos de doscientos metros. Habrá que encontrar una salida alternativa menos conflictiva aunque eso suponga muy probablemente tener que cruzar el bosque sin camino.

Volvimos pues al asfalto del Camí de Son Cabaspre para llegar al Coll de sa Basseta por el itinerario normal. José Carlos no lo conocía y allí pudimos merendar un poco mientras se iba situando mentalmente, George Sand, Pas de Son Cabaspre, Coma d'en Llobera, su cabeza almacena datos para futuras salidas mientras el otro Carlos, más pragmático, da buena cuenta de los madroños que proliferan por doquier (ponerle a la ruta el título de Concierto Madroño hubiera quedado un poco cutre, no?).

Así pues. merendados y bebidos, decidimos bajar por la coma pese a la limitación de horario del llucmajorer y a sabiendas de que no conocemos el itinerario. Yo la había hecho una vez y tuve que volver atrás al alcanzar una barrera infranqueable aunque ahora no lo es tanto. Lo que pasa es que no hubo mucha diferencia entre esa bajada y ésta ya que la bici no ayudaba nada en esos empinadísimos tramos de pista rota. Los otros dos podrían haber disfrutado mucho más si no estuvieran pendientes de mí, aunque para mi gusto no es que sea de mi tipo de bajadas favorito.

Como era de esperar nos equivocamos y llegamos donde no teníamos que llegar pero es que tampoco quería buscar la salida correcta por lo complicado de los cruces y la premura de tiempo, por eso confiaba en que la línea recta hasta la carretera fuera la opción más corta. Pues no, dando vueltas y reculadas no pasamos por la cocina de las casas por vergüenza pero tuvimos que cruzar las caballerizas después de buscar una alternativa un poco alejada de las casas que resultó un fiasco, con salto de rejilla incluido. Luego ves el track y piensas, pero que tontolaba! pero en aquellos momentos estábamos un poco agobiados y deseando que apareciera alguien que nos señalara el camino de la salida (eso en el mejor de los casos).

Por fin pudimos llegar a la barrera de la carretera, cerrada por supuesto y tuvimos que hacer una cadena para sacar las bicis y saltar por un costado. En eso que Carlos repara en un poste y arriba del todo una cámara de vigilancia, ¡salta, que nos pillan! Y fue verdad porque no nos habíamos montado en las bicis cuando se empieza a abrir la barrera y llegan dos coches. Del primero se bajó una señora extranjera que nos pregunta si queremos entrar, noooo, salir! Tras varias excusas varias (las típicas) nos recomendó que no pasáramos más, por el estrés de los animales, a la señora no le gusta, etc, etc. y nos mostró, medio riéndose, el pulsador para abrir la barrera, que con las ganas de salir que teníamos ninguno reparó en el pilón ahí al lado.

Menos mal que quedaba la vuelta para que se nos pasara el mal sabor de boca y coger ánimos para poder ir preparando nuevas rutas con las que saciar nuestra curiosidad. El deporte es otra cosa.

Álbum completo de fotos:

http://picasaweb.google.com/presionador/Dia161010SalidaBike#
http://picasaweb.google.com/Jauja76/20101016CollDeSaBaseta#


Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...