[X]

Firmas

Con motivo de la reciente publicación en el BOCAIB del decreto regulador del uso de caminos públicos en Mallorca en el que, debido, a mi modo de entender, a una excesiva pormenorización de los objetivos se han llegado a conclusiones demasiado fragmentadas, es decir, conclusiones que no se ajustan a realidades. Las conclusiones son que se restringe la circulación de bicicletas, en nuestro caso concreto, en la mayoría de tramos en que se han dividido las etapas de la Ruta de la pedra en sec.

Este proyecto nació ya hace años con el lema “Camina por Mallorca” tal y como está expresado en los carteles que están repartidos a lo largo de la ruta, y ya en ellos se especificaba que su uso es solamente para senderistas, aunque en otra esquina del mismo está rotulado que pueden circular senderistas y caballos. Tal contradicción supongo que pensaron que quedaría resuelta en el texto definitivo del proyecto. Este texto está redactado por una serie de titulados que han recorrido la ruta metro a metro tomando nota de todas las deficiencias y características para lograr conformar una ruta de calidad. No dudamos de su trabajo, que parece concienzudo, y del que no extraemos valoraciones técnicas sobre el uso y circulación de la bicicleta en la ruta, por lo que concluyo que son valoraciones políticas las que decididieron a priori sobre lo que puede y no puede hacerse. Situación que se ha mantenido en la redacción definitiva del proyecto.

Si nos atenemos a estudios técnicos ya realizados en otros lugares del mundo solamente podemos sacar la conclusión de que la bicicleta es un vehículo muy apto para circular por caminos abruptos, impulsado por nuestro propio esfuerzo, no contaminante y poco erosivo, desde luego no más que un caballo o un senderista.

Si tenemos en cuenta que nos estamos moviendo en una isla, con todo lo que ello conlleva y perjudica, y que la mayor parte del terreno por donde podemos transitar es de propiedad privada, este proyecto supuso para algunos una pequeña esperanza de que algunos tramos conflictivos quedaran definitivamente abiertos al paso para su uso y disfrute. Ahora vemos que esa ilusión pudo ser vana. Excesiva restricción, no sabemos en base a qué motivos.

Leyendo el texto no queda más que felicitar a sus redactores por el trabajo realizado y el empeño demostrado pero también decir que la ruta es solamente una parte muy pequeña del territorio y que hay que verlo en su conjunto. Está muy bien poder recorrer los encinares de grandes fincas como Planícia o s'Arboçar pero por hacerlo no daremos vida a estos territorios, a día de hoy abandonados, con todas las actividades que se realizaban antaño sin posibilidad de retomarse. Solamente la caza y el turismo parecen mantener la actividad de estas propiedades. Toda la recuperación de elementos etnográficos es muy loable pero es como ver un museo al aire libre, como una representación de aquello que un día fué pero que no se va a volver a repetir.

Por eso no entiendo muy bien lo de campaña mediática a todos los niveles. El excursionista que quiere ir a la montaña va, con ruta GR o sin ella, y aprende a apreciar esos valores que se pretenden impulsar. Que se haga a nivel de turismo me parece bien, pero a nivel general, creo que no hace falta atraer a quién no se acerque de por sí.

Por todo ello, para los que desde nuestra ignorancia y buena fe, pensábamos que este hecho nunca llegaría a producirse, se ha abierto una página en la que se puede firmar para expresar el desacuerdo con las restricciones de circulación de bicicletas en la ruta. Todo el que quiera puede expresar de esta manera su apoyo sin ser óbice para que, si quiere, presente sus alegaciones de manera particular.

Creemos que es posible la rectificación del texto ya que es una cuestión que se ha debatido con anterioridad en otras comunidades autónomas y así lo han comprendido las autoridades pertinentes. Los excursionistas ciclistas (en el orden que queráis) aunque vayamos disfrazados y pertrechados, no somos energúmenos. Si hacemos lo que hacemos y vamos donde vamos es porque amamos tanto la montaña como la bicicleta, o viceversa, siendo los primeros interesados en que se conserve, al menos, tal cual está.

A mí también me gustaría más Formentor sin chalets o Cala Tuent sin urbanización, pero qué le vamos a hacer.


1 comentario :

Matias dijo...

Jaume, eres un genio expresando tus pensamientos e intenciones, de los cuales los demás estamos totalmente de acuerdo. Seguro que conseguimos paralizar esta desfachetez política.
Maties(Empeny)

Publicar un comentario en la entrada

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...